La Ley de Dios

la Ley de Dios

La Ley de Dios se dio como muestra del amor del Creador. Es la manera de cuidarnos del pecado al gozar de plena libertad en nuestras vidas. Por eso es que la definición de pecado es: 1 Juan 3: 4 Todo el que practica el pecado, practica también la infracción de la ley, pues el pecado es infracción de la ley”.

La Ley no se creó para tender un camino de salvación. Su función es la de mostrar la falta del trasgresor. Ocurre lo mismo con las leyes humanas porque nos muestran nuestras faltas con la sociedad. Nadie debe creer que por guardar la Ley obtiene la salvación como lo pensaban los judíos en la época de Jesús. Guardaban las normas, pero no creían en Cristo como su Salvador.

La salvación se consigue creyendo en Jesús y en lo que hizo en la cruz por nosotros, es decir, morir en lugar del pecador, porque la paga del pecado es muerte (Romanos 6:23); luego, guardamos sus normas porque Él dijo: Juan 14:15 “Si me amáis, guardaréis mis Mandamientos”.

Tipos de Ley

La Biblia nos cuenta de varios tipos de ordenanzas dadas al pueblo de Dios condensadas en lo ceremonial, lo sacerdotal y lo moral. La ley moral son los 10 Mandamientos de Dios consignados en Éxodo 20.

Moisés subió al Sinaí y bajo con dos tablas escritas en piedra. ¿Quién las escribió? Éxodo 31:18 “Cuando el Señor terminó de hablar con Moisés en el monte Sinaí, le dio dos tablas del Testimonio, tablas de piedra escritas con el dedo de Dios”. Dios mismo lo hizo.

¿A quién nos conduce La Ley?

Cuando nos damos cuenta de nuestra falta y reconocemos que necesitamos un remedio para ella, los Mandamientos nos conducen a quién dio su vida por nosotros pera encontrar en Él perdón por el pecado: Gálatas 3:24 “Así, la Ley fue nuestro tutor para llevarnos a Cristo, para que seamos justificados por la fe”.

¿Jesús guardó los Mandamientos?

Juan 15:10 “Si guardáis mis Mandamientos, permaneceréis en mi amor; como yo también he guardado los Mandamientos de mi Padre, y permanezco en su amor”.

¿Cambió Jesús las normas?

Mateo 5:17-18 “No penséis que he venido para abolir la Ley o los Profetas. No he venido a invalidar, sino a cumplir. Os aseguro que mientras existan el cielo y la tierra, ni una letra, ni un punto de la Ley perecerán, sin que todo se cumpla”.

¿Hay que cumplir toda lo que Dios pide o solo una parte?

Santiago 2:10-11 “Porque el que guarda toda a Ley, y ofende en un solo punto, es culpable de todos. Porque el que dijo: “No cometerás adulterio”, también ha dicho: “No matarás”.  Si no cometes adulterio, pero matas, ya eres transgresor de la Ley”.

Compártelo en redes:

2 comentarios en “La Ley de Dios

  1. Lorenz

    Dios le bendiga hno. Siga adelante. (El fin de todo discurso oido es este; Teme a Dios y guarda sus mandamientos; porque esto es el todo del hombre. Ecles 12:13)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *